nuevos artículos

30.9.11

RECONOCIMIENTO DE UN DELINCUENTE EN LA CALLE

Rueda física en la vía pública

 Consiste en situar al testigo en un punto de observación desde donde pueda ver a las personas que transitan por una zona de la vía pública o que se hallan en el interior de un local. No se trata de una rueda al uso de las hasta ahora estudiadas, en las que, según hemos visto, se alineaban fotos o personas perfectamente identificadas para ser miradas por el testigo en un espacio ambiental controlado. Ahora son personas surgidas casi siempre al azar, de las que no se sabe su identidad y que aparecen en espacios sin asegurar, lo que le confiere un carácter atípico con respecto a las precedentes ruedas.

-Requisitos procesales específicos

-Suficiente número de figurantes: Si la zona a observar es poco transitada podría darse un problema de escasez de figurantes que habrá de resolverse.

-Ausencia de contextos inductivos: A veces existe un sospechoso que es localizado por otros policías distintos a los que acompañan al testigo, haciendo pasar a este cerca de aquel para que se fije en él y comprobar si le reconoce o no. En tal supuesto hay que impedir una escena con tintes inductivos, como sería colocar al sospechoso visiblemente esposado o en medio de dos agentes uniformados que den la inequívoca imagen de estar custodiándole.

-Requisitos funcionales

-Utilización preferente de vehículos sin distintivos policiales.
-Elección idónea del punto de observación.
-Duración apropiada para no cansar ni quemar al testigo.

-Principales situaciones en las que se emplea:

-Inmediatamente de cometido el delito: Es aquella en la que, instantes después de haberse producido el hecho delictivo, los policías que acuden al lugar recorren con el testigo los alrededores con el propósito de localizar al responsable de la transgresión penal.

-Con autor sospechoso sin reseña policial: Es una situación en la que se cierne la sospecha sobre un sujeto cuya identidad se conoce, pero que carece de reseña policial fotográfica con la que montar una batería.

-Con sospechas de que el autor desconocido frecuente una zona: Se da cuando las indagaciones permiten fijar la zona de acción de un autor no identificado o los lugares que pueda frecuentar por ocio, trabajo, etc.

-Procedimiento de ejecución: Básicamente, este tipo de rueda puede hacerse en tres formas de visualización: desde un vehículo policial, desde un punto de observación fijo y a pie entremezclándose con la gente. Esto hace que el procedimiento de ejecución sea más diversificado, en función de la forma finalmente elegida.

-Estudio preliminar: Ante una situación de comisión inmediata del hecho delictivo las posibilidades de hacer un reflexivo estudio preliminar son casi nulas, debido a que en ella es la rapidez de respuesta lo que ha de primar. Para los demás casos el estudio debe contemplar lo siguiente:

·Zona o punto concreto donde llevar a cabo la rueda.
·Horario y duración.
·Forma de visualización.
·Materiales específicos a usar.
·Fuerza policial necesaria para garantizar la seguridad.

-Entrevista con el testigo: En vista de la mayor incomodidad que supone para el testigo esta rueda, en comparación a las otras, hay que profundizar en la importancia del hecho investigado y lo trascendental de su colaboración, haciendo hincapié en que se van a reducir al máximo las molestias que se le puedan causar y que su seguridad va a estar garantizada, pudiendo dejarlo cuando desee.

-Preparación del dispositivo: Decididos los aspectos señalados en el estudio preliminar llega el momento de preparar la rueda, cuyas tareas a realizar dependerán de tales decisiones.

-Muestreo de la rueda: Como los figurantes, así como el sospechoso, irán surgiendo inesperadamente, pudiendo transcurrir en algunos casos varios minutos entre uno y el siguiente, los investigadores estarán pendientes de que aquel no pierda la atención debida.

-Reacción policial ante el reconocimiento: En el supuesto de producirse un reconocimiento positivo tiene que estar prevista cuál va a ser la reacción policial ante ello, que podrá ser la de detenerle, identificarle o someterle a un seguimiento.

-Valor procesal: Esta rueda tiene un valor quizá algo menor a una hecha mediante álbumes o una batería, puesto que las condiciones en las que se desarrolla no son comparables con aquellas en un término medio. Por ello, tras un reconocimiento positivo, se deberá confeccionar una rueda mediante una batería, de manera que sirva para ratificar el resultado de la realizada en la vía pública.

29.9.11

RUEDA DE RECONOCIMIENTO EN COMISARIA


RUEDA DE RECONOCIMIENTO EN COMISARIA

La dinámica y características de esta rueda física son casi idénticas a la llevada a cabo en el juzgado, con la fundamental diferencia de que ahora no está judicializada por no asistir el juez instructor, lo que reduce el valor procesal de la actuación.



La cuestión más significativa de las ruedas físicas en comisaría es su total desuso, de manera que desde hace años ninguna policía las realiza, habiendo sido sustituidas por baterías fotográficas o informáticas.


-Requisitos procesales específicos:

Ha de estar presente el abogado defensor, puesto que al intervenir el sospechoso en persona, ya sea en calidad de detenido o de imputado, es necesaria su asistencia.

-Requisitos funcionales:

 Estos requisitos son todos iguales a los de la rueda física en el juzgado.

-Principales situaciones en las que se emplea:

Dado que las ventajas procesales obtenidas con esta clase de rueda son las mismas que con las baterías, en la práctica no existen situaciones de empleo para ella.

-Procedimiento de ejecución:

Es un calco casi exacto al procedimiento que se sigue para con la rueda física en el juzgado.

-Valor procesal:

Tiene una energía probatoria exactamente igual a la de una rueda por batería en la que se halla presente el abogado defensor del sospechoso.

28.9.11

RUEDA DE RECONOCIMIENTO EN EL JUZGADO


RUEDA DE RECONOCIMIENTO EN EL JUZGADO

RUEDA DE RECONOCIMIENTO FISICA

Es aquella en la el sospechoso y los figurantes participan en persona, siendo vistos por el testigo de una forma directa y no a través de imágenes filmadas. La rueda física se divide en tres modalidades:

1.-Rueda física en el juzgado: También es llamada rueda física judicializada, ya que a ella asiste el juez instructor y es la única contemplada por la LECrim. Se lleva a cabo en las dependencias judiciales, dentro de una sala de reconocimientos expresamente construida allí para tal función.

Técnicas de Investigación. Arsenio Turrado


-Requisitos procesales específicos

-Asistencia del juez instructor.
-Asistencia del secretario judicial.
-Asistencia del abogado defensor.

-Requisitos funcionales:

-Participación policial: Es habitual y conveniente que el juez otorgue un cierto papel a la policía en el desarrollo de la rueda, como es el de buscar y trasladar a los figurantes, acompañar y proteger al testigo hasta el juzgado, fijar fotográficamente la rueda, etc.

-Evitar que el sospechoso modifique su fisonomía: No hay que dejar que el sospechoso altere su aspecto antes de acometer la rueda. Aunque esta cuestión no tiene tratamiento de requisito procesal específico, sí viene reflejada en los art, 371 y 372 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal.

-Principales situaciones en las que se emplea: El empleo por excelencia de la rueda física en el juzgado es el de ratificar una anterior rueda positiva de otro tipo, intentando conseguir así una prueba preconstituida que poder llevar al juicio.

-Procedimiento de ejecución: Prescindiendo de las actividades ejecutadas por el juez durante la rueda, vamos a centrarnos en las de los agentes que, como se ha indicado, derivan de las órdenes o instrucciones recibidas de aquel o del margen de maniobra que les permite.

-Búsqueda de figurantes: Todo ciudadano tiene la obligación legal de prestarse a colaborar de distractor en las ruedas de reconocimiento convocadas por el juez instructor, estando su negativa sancionada como desobediencia a la autoridad, aunque, por fortuna, es rarísimo que en la búsqueda de figurantes deba llegarse hasta este extremo. Algunos de los lugares donde se suelen buscar figurantes son:

·Comisarías y centros policiales del cuerpo.
·Edificios de la Administración Pública a la que pertenece el cuerpo policial.
·Asociaciones de personas que reúnan las características físicas buscadas (centros de jubilados, de inmigrantes, etc.)
·Zonas y ambientes de la vía pública frecuentadas por personas de características físicas semejantes.

-Traslado de figurantes: Una vez localizado un figurante hay que acordar con él la forma de cómo va a ir hasta el juzgado, es decir, si lo hará por su cuenta o será trasladado por los agentes.

-Entrevista con el testigo: Cuando se tenga conocimiento de que se va a practicar una ruede física en el juzgado es conveniente entrevistarse lo más pronto posible con el testigo, a fin de explicarle el mecanismo de una rueda física y fijar la forma de traslado hasta la sede judicial

-Traslado del testigo: Siempre es mejor trasladar al testigo hasta el juzgado que dejarle ir allí por sus propios medios. Con ello se asegura su presencia o su puntualidad a la cita, se le da tranquilidad y confianza y, además, se evita cualquier encuentro casual, en la puerta del juzgado o sus cercanías, con el sospechoso si no estuviese detenido o con los figurantes.

-Montaje de la rueda: Los primeros en pasar a la sala de reconocimientos serán los figurantes y seguidamente el sospechoso, formando todos una línea. Si el sitio de cada uno no estuviera numerado se les facilitará un pequeño cartel con un número ordinal que deberán exhibir en todo momento. Inmediatamente se elaborará una lista con el número que corresponde a cada cual. Configurada la rueda se fotografiará a los miembros de la misma.

-Muestreo de la rueda: Terminada de montar la rueda el juez preguntará al abogado defensor si está conforme con ella. Finalmente pasará el testigo para visualizarla, siendo factible, en caso de duda en el reconocimiento,ordenar al sospechoso que se gire, se acerque, se quite las gafas, etc.

-Valor procesal: Con la rueda física en el juzgado se logra el rango de prueba preconstituida, lo que le confiere ser la rueda con mayor valor procesal de entre todas. Un aspecto interesante que cabe destacar es cuando el sospechoso no accede a la práctica de esta rueda y se niega a participar en ella. Su negativa ofrece también un valor procesal en forma de prueba indiciaria, pero, eso si, de intensidad probatoria menor que si hubiese un reconocimiento positivo

26.9.11

RUEDA INFORMATICA DE IDENTIFICACION DE DELINCUENTES

Rueda informática por batería

 El concepto de batería en esta clase de rueda y su objeto concuerdan plenamente con los de la rueda convencional por batería de fotos, por lo que son numerosas las coincidencias que se dan entre las dos.

-Requisitos procesales específicos:

 Son comunes a los ya indicados para la rueda por batería de fotos tradicionales, no existiendo ninguno específico distinto a ellos en su homóloga informática.

-Requisitos funcionales:

-Incorporación general de imágenes:

Ha de ser posible introducir imágenes en la batería que no provengan necesariamente del archivo de reseñas de detenidos, a fin de poder utilizar fotos obtenidas por otros medios, como por ejemplo serían las conseguidas a través de una vigilancia, un seguimiento o facilitadas por otro cuerpo policial.

-Libre elección del formato fotográfico:

El programa debe permitir que la batería pueda ser presentada en formato fotográfico de medio cuerpo o en tríptico de caras.

-Principales situaciones en las que se emplea:

Se corresponden con las mismas situaciones señaladas para el empleo de la rueda convencional por batería de fotos.

-Procedimiento de ejecución:

-Elección del lugar:

 Al igual que sucede con la rueda informática por álbumes, esta clase de rueda solo se puede hacer con plenitud en sede policial.

-Entrevista previa con el testigo:

Su propósito es el mismo que el de la batería tradicional.

RESPOL-AFIS. Advanced Software Technologies S.A. AST.
-Selección de fotografías:

Se hará incorporando primero la del sospechoso y a continuación las de los distractores, siguiendo un criterio de semejanza física con él.

-Muestreo de la batería:

Como únicamente habrá unos ocho componentes en la rueda, podrá verse toda ella en un sólo grupo de fotos.

-Valor procesal:

Los tres tipos de valor procesal posibles son los mismos que los ofrecidos por la rueda convencional por batería de fotos.



24.9.11

DELINCUENCIA E INFORMATICA


RUEDA INFORMATICA

La rueda de reconocimiento informática se articula en las dos mismas modalidades que la fotográfica:

1.-Rueda informática por álbumes: En esta rueda no existen físicamente los álbumes, si no que deben ser creados en virtud de una serie de parámetros de búsqueda previamente introducidos en el programa informático, el cual ofrecerá su resultado en la pantalla del ordenador.

-Requisitos procesales específicos:

-Asegurarse de que el álbum contenga un número de figurantes suficiente. Si es necesario se añadirán otros más a los ofrecidos por el programa.

-En el acta será preciso indicar, al menos de forma aproximada, la cantidad de sujetos vistos por el testigo.

-Requisitos funcionales:

-Conexión del programa a la aplicación informática de detenidos reseñados.

-El programa debe permitir búsquedas abiertas con todos los campos informáticos.

-Agilidad de manejo de la aplicación informática.

-Presentación de las imágenes en alta resolución.

-Actualización permanente del programa.

-Principales situaciones en las que se emplea

La rueda informática por álbumes está sustituyendo a la tradicional rueda fotográfica por álbumes, de suerte que las cualidades de aquella aventajan en mucho a las de esta. Sin embargo, las situaciones en las que ambas se emplean durante una investigación criminal son idénticas tanto para la una como para la otra, esto es, con autor desconocido y con autoría intuida, presentando estas dos situaciones las mismas características en una y otra rueda.



-Procedimiento de ejecución:

-Elección del lugar

 Por pura lógica es imprescindible que este tipo de rueda se haga siempre en sede policial.

-Entrevista previa con el testigo

 Su finalidad únicamente es la de explicarle el procedimiento que se va a seguir para llevar a cabo la rueda, dejando las preguntas sobre el autor y el delito para el momento de la creación del álbum informático.

-Creación del álbum

 La configuración del álbum requiere de unos parámetros de búsqueda, los cuales se obtienen principalmente de los datos que facilite el testigo sobre las características físicas del autor y su modus empleado. Con tal propósito se le irán preguntando tales datos, según vayan apareciendo los campos informáticos que hay que cumplimentar en el programa para lanzar la búsqueda.

-Muestreo del álbum

 Las fotografías del álbum resultante aparecerán en el monitor del ordenador en bloques o grupos de entre tres y seis individuos, siéndoles así presentados al testigo hasta ver todo el álbum.
Una vez vistas todas las fotografías con resultado negativo cabe la posibilidad de modificar los parámetros para ampliar la búsqueda con un nuevo álbum.

-Valor procesal

 La rueda informática por álbumes se ampara legalmente en el mismo ordenamiento jurídico y la misma jurisprudencia en que lo hace la rueda fotográfica convencional, siendo, por lo tanto, su valor procesal idéntico para ambas.